Pocas cosas positiva se pueden sacar de la temporada 2017/18 del KAA Gent. Tras más de 20 millones gastados desde enero de 2017, el equipo flamenco sufre por entrar en el Play Off por el título y ha tenido que destituir a Hein Vanhaezebrouck –el mejor técnico de su centenaria historia- para remontar el vuelo. Sin embargo, entre tantos tonos grises y un fútbol que remonta poco a poco en calidad, hay dos figuras que destacan jornada tras jornada. Y ambas comparten nacionalidad. Son Moses Simon y Samuel Kalu.

Moses Simon (12.07.1995, Jos, Nigeria) llegó al KAA Gent en enero de 2015. Los belgas habían pagado 650.000 euros al Trencin eslovaco por un futbolista que apenas superaba los 20 años y que únicamente era internacional sub20 con Nigeria. Dos meses después ya había debutado con la absoluta. Jugó nueve partidos de fase regular con números espectaculares (seis goles y cuatro asistencias) que lo colocaron en el foco de la atención mediática.

‘’Cuando llega a Bélgica (Simon) fue una sensación absoluta. Nadia podía pararle. Louwagie (Director técnico del KAA Gent) declaró después de un triplete contra el Lokeren que vale 20 millones de euros, y fue el gran detonador del sprint final del Gent hasta el título. Solo Stergos Marinos (Sporting Charleroi), con la ayuda de su entrenador, Felice Mazzù, pudieron pararle aquel año’’, declara Guillaume Gautier, periodista belga de Sport Foot Magazine.

Embed from Getty Images

No tardaron en aparecer por un Ghelamco Arena que celebraba el primer título de liga de su historia clubes de grandes ligas europeas interesados en Moses Simon. Premier League, liga francesa, Bundesliga… Y entre todos ellos destacaba un AS Monaco que se había caracterizado por fichar talento joven y jugadores rápidos, habilidosos y autosuficientes con el balón en los pies. Era la definición exacta de un Moses Simon que progresaba partido a partido y aprendía tácticamente de un Vanhaezebrouck que había ganado la liga desde la pizarra, con un 3-5-2 que reventó la liga belga.

Exactamente dos años después, en enero de 2017, aterrizaba en Gante Samuel Kalu (26.08.1997, Abia State, Nigeria), también desde el AS Trencin eslovaco y por una cifra algo superior a la de Moses Simon: un millón de euros. Con Vanhazebrouck todavía en el banquillo, Kalu aterrizó con un impacto similar al de su compatriota: dos goles y tres asistencias en los ocho últimos partidos de fase regular previos al Play Off por el título, llegando Kalu a debutar en Europa League ante el Tottenham Hotspur.

‘’A mi me gusta mucho Kalu. Tiene una capacidad de desborde tremenda, su uno contra uno es previsible pero funciona gracias a su gran velocidad. Su mejor versión es la de extremo derecho, con desborde y centro al área, lo que hace con una gran precisión y una buena elección de la trayectoria. Asociado a un gran rematador, podría ser un jugador con 10 asistencias por temporada, sin problema. No le falta gol, pero su posición en el campo (no a pie cambiado) no le ayuda para sumar goles’’, explica Guillaume Gautier.

Embed from Getty Images

Con experiencia en la posición de carrilero, ambos futbolistas han ganado en consistencia defensiva de la mano de Vanhaezebrouck. Sin embargo, ahora, con Vanderhaeghe, son los extremos –cada uno en una banda- de un KAA Gent que habla nigeriano, pues también Anderson Esiti (centrocampista) es de nacionalidad ngieriana.

‘’Creo que a Simon le falta regularidad para ser considerado como un jugador clave de la liga, pero tiene las cualidades. Pero para el día a día competitivo, Kalu me parece más fiable que Simon, que queda en un hombre de apariciones puntuales’’, sentencia Gautier. Esta temporada (a 20.11.2017) Kalu suma cuatro goles y dos asistencias en once partidos; mientras que Moses Simon ha anotado tres tantos y dado una asistencia en doce apariciones. Únicamente el japonés Yuya Kubo está a su altura en la aportación goleadora al equipo flamenco.

Tras la marcha de Vanhaezebrouck y las ventas de Laurent Depoitre, Matz Sels, Sven Kums o Kalifa Coulibaly –las cuatro por un total de 27 millones- parece evidente que las próximas grandes ventas del club de Gante serán Moses Simon y Samuel Kalu, dos nigerianos que aportan regate y velocidad a la liga belga.

Fuente imagen principal: BELGA PHOTO.

Share This

Compartir

Share this post with your friends!